Un trabajo de tinta y cambios culturales

Fotos Miguel Ulloa Maciel

@MiguelUlloaM

Por Anabel Clemente Trejo

@Ana_cletre

 

A color o blanco y negro; en los brazos o en las piernas; por amor o por estética… así se ponen los tatuajes. El arte de plasmar una imagen en la piel va más allá del glamour que se puede ver en los reality shows y de los prejuicios culturales. Para abrirnos el panorama hay un escaparate en Naucalpan y es la 6ta Expo Tatuajes.

El evento que surgió hace seis años por iniciativa de una pareja que ha encontrado en la tinta su forma de vida: José Francisco Álvarez, mejor conocido como Mr. Ego y Ruth Cruz, mejor conocida como Ruth Skull, reúne a especialistas en esta materia, además, en un ambiente muy familiar, se puede explorar el trabajo que hace poco menos de 30 años era visto como un estigma social.

En el Salón Casa Blanca se realiza el evento. Para llegar hay que adentrarse en la periferia de la ciudad de México. Se necesita subir a Loma Colorada, pasando los arcos que representan un acueducto inacabado, un monumento colonial y La Catedral de los Remedios está el espacio de encuentro.

Cada año participan entre 40 y 60 expositores locales y del interior de la República, quienes trabajan y conversan sobre los estilos del tatuaje, los diseños que proponen, las nuevas técnicas, los materiales… te aclaran cualquier duda que tengas sobre este trabajo.

Entre los tatuadores que participan este año están Javier Estrada, especialista en color, de la colonia Condesa; el maestro Marcelo, de Oaxaca, quien estudió pintura y desde hace once años decidió llevar su arte a la piel; Seven Gallardo, un joven que tiene su estudio cerca del metro Nativitas; Lucio Cruz, un licenciado en administración turística que cambió el traje por un tapiz corporal, él viene de Puebla; José Antonio Sánchez, Hert Tat Too, quien trabaja en Iztapalapa…

Llevar un tatuaje no representa un problema como lo significó años atrás. “Cuando me hice mi primer tatuaje mi papá intentó borrármelo con piedra pómex, se enfadó tanto, pero ahora ya se ve normal, es una pieza más en la piel, mis papás están orgullosos ahora de que vivo de esto”, cuenta Mr. Ego. La percepción de este oficio ha cambiado y una forma de entender este trabajo es acercarse a los protagonistas, quienes encuentran más que sustento un canal de expresión.

Hoy termina la expo, pero queda la promesa de que el próximo año habrá nuevas técnicas que explorar, estilos que observar y cambios culturales de qué hablar.

Espera la cobertura de este evento en nuestro próximo suplemento de tatuajes.

0 Comments

No comments!

There are no comments yet, but you can be first to comment this article.

Leave reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *