Un ícono de la cultura pop

Por Lizeth Gómez De Anda

Soy el más grande, fue la frase que pronunció Cassius Clay al vencer a Sonny Liston, el 24 de febrero de 1964. Con ese triunfo obtuvo el cinturón mundial de pesos pesados, pero también se empezó a forjar la leyenda del hombre que pasaría de Clay a Muhammad Ali, icono del boxeo que cautivó a escritores, músicos, cineastas, escultores…

ali-liston

Davis Miller, autor de Approaching Ali, reconoció que «el boxeo es el deporte más literario y Ali es el mejor personaje que un autor pueda encontrar”.

Durante su periodo de mayor éxito coincidió con personajes como Los Beatles, participó en cine, teatro, televisión, inspiró documentales y películas de su vida y trayectoria, de sus excentricidades sobre el ring y sus polémicas declaraciones políticas y religiosas.

muhammad-ali

Fue precisamente en el 64, poco antes de convertirse al islam y cambiar su nombre que coincidió con el cuarteto de Liverpool. Los ingleses visitaban Estados Unidos por primera vez y su presencia era perfecta para promocionar la pelea de Clay contra Liston. Así se preparó el encuentro en el gimnasio de la quinta avenida de Miami donde el pugilista entrenaba. De allí resultó la famosa sesión fotográfica de la que resalta la imagen de los escarabajos cayendo como fichas de dominó ante un golpe de Clay.

Fue gran amigo de Malcom X, referente en la lucha de los derechos de los afroamericanos y guía de Ali en la profesión del islam.

Classius Clay y Malcom X, en 1964

Classius Clay y Malcom X, en 1964

Su éxito lo hizo convertirse en protagonista de un cómic de DC, en el que se luchaba contra Superman, «El hombre de acero». Era la lucha de dos iconos de razas enfrentadas que finalmente mandaban un mensaje de reconciliación.

!978 en DC

El hombre de acero, en 1978, DC.

Su influencia en la cultura popular lo hizo merecedor de una estrella en el Paseo de la Fama, luego de que se decidiera que el box podía considerarse como espectáculo televisivo. Como dato curioso hay que destacar que es la única colocada en una superficie vertical, en el muro del Teatro Dolby, ya que Ali no quería que cientos de personas pisaran su nombre.

Paseo de la Fama de Hollywood, en Los Angeles, el 11 enero de 2002.

Paseo de la Fama de Hollywood, en Los Angeles, el 11 enero de 2002.

Fue inspiración para cuadros del artista pop John Stango, para una instalación hecha con peras de boxeo de Michael Kalish; incluso fue inmortalizado en Los Simpson, en que tuvo tres apariciones en los capítulos «Monty no puede comprarme», «Safari Simpson» y «Todo acerca de Lisa».

StangoAli

Sin duda, Ali fue una persona mediática, basta recordar la entrega de los premios Oscar en 1977 cuando sorprendió a Sylvester Stallone al momento de que éste iba a anunciar a las nominadas a Mejor actriz de reparto, o su presentación en 1977 en el programa «The Jackson Variety Show», donde la forma de boxear y bailar del joven Michael asombra al pugilista.

Ayer dejó de respirar una leyenda, sin embargo, su imagen es parte ya de la cultura popular.

0 Comments

No comments!

There are no comments yet, but you can be first to comment this article.

Leave reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *