Dios quiera
La productora con nombre de mujer que divertía a los niños
Pinocho, entre secuestros, robo, homicidio…
Ponen fin a uno de los programas más longevos de la tv mexicana