Coyoacán y sus leyendas

Por Ramiro Castillo

Las calles empedradas que adornan hoy la delegación Coyoacán resguardan también decenas de leyendas que sólo los habitantes más valientes se atreven a contar.

Una de estas historias surge en el barrio de Santa Catarina, donde, a espaldas de la Casa de cultura Jesús Reyes Herodes, se localiza El callejón de aguacate; un pasillo de cuatro metros de ancho adornado con un árbol de dicha fruta y donde, según narran los ancianos y jóvenes del lugar, a mediados del siglo XX un niño fue asesinado por un militar.

Se dice que en este lugar de la Ciudad de México vivía el general, un hombre solitario que impresionó con su uniforme y buenos modales a un niño de apenas ocho años, quien no perdía la oportunidad de invitar al uniformado a jugar con él.

Desesperado por la insistencia del niño, el general lo golpeó hasta dejarlo inconsciente. Al ver que el pequeño no reaccionaba lo llevó al árbol de los aguacates para ahorcarlo.

De este caso existe un testigo, un monje que observó el atroz asesinato desde la ventana del claustro y que se ha negado a dar declaración alguna. Sin embargo, tanto él como los residentes insisten en que durante la madrugada pueden oírse las risas del pequeño. Incluso, hay quienes aseguran haberlo visto.

Pamela Aguilar

0 Comments

No comments!

There are no comments yet, but you can be first to comment this article.

Leave reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *